ex-de-alto-conflicto-mama-convergente

Las personas conflictivas, hacen del conflicto un hábito.

Hoy es el cumpleaños de mi marido.

Me preguntaban el otro día en la radio, si quizás mi blog y mis redes no eran demasiado íntimas. Les expliqué que para mí el diario emocional y el de tantos bloggers habían cambiado muchas cosas. Que durante años se había ignorado cómo nos sentimos las mujeres, especialmente con respecto a la maternidad, y que los blogs y las redes estaban cambiando eso. Fuimos pioneras en hacerlo.

Desde esa exposición de lo íntimo, es cómo transformamos la sociedad. Sacado a la luz lo privado de la vida.

Mi marido también lo hizo en su blog.

En realidad, la vida me lo puso en el camino en mi separación. Justo en ese momento en que no quería más relaciones y aquí estamos cinco años después, celebrando su cumpleaños, con una niña de tres años que es un sol.

Nuestra relación ha sido muy bonita, fácil y natural en lo íntimo, porque compartimos los mismos valores y tenemos planes comunes por muchos años. Y una sola manera de ver la vida.

Y todos los problemas que no han sido pocos, se han convertido en desafíos y en proyectos de vida. Proyectos que se van materializando. Pero no se puede decir que mereciera la pena, porque el que te dañen porque sí, nunca es algo que agradecer.

Que nos traten bien todo el tiempo, todas las personas, es tener expectativas poco razonables. Las personas conflictivas, no dejan de serlo porque sí. Tienen un patrón y una manera de funcionar.

Las personas conflictivas, hacen del conflicto un hábito. Y del hábito, un estilo de vida. Hasta el punto de ser incapaces de vivir de otro modo.

Total, que hoy quiero desconectar de todo esto, y vivir un rato agradable junto a mi marido por el día de su cumpleaños.

Si algo he aprendido estos años es a acercarme a las buenas personas con las que comparto valores. Y a alejarme de todo lo que me hace daño.

Comparte este post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
tablets y niños
educación
Eva González Mariscal

Brecha digital entre niños y niñas

Mientras muchos siguen sin saber si deben usar la tablet, mi mente está en la estrategia para evitar que mi hija viva una brecha digital. Y sigue sin saber el impacto de que las niñas prefieran YouTube y ver YouTubers que juegan a maquillarse o novelas de las Barbies. Y

photo-1521819342394-5f3dd1b43ba1
educación
Eva González Mariscal

La resiliencia después del divorcio con hijos

Un divorcio con hijos es muy probable que sea una experiencia realmente estresante. Yo no he sufrido tan altos niveles de estrés y ansiedad en mi vida como en mi separación. Sobre todo los primeros días. Mis niveles de estrés eran tan grandes que llegué a pensar que lo que

eva
maternidad
Eva González Mariscal

Cuando me abandoné porque no podía afrontarlo

  Hoy me desperté triste. Ya apenas tengo estos episodios de tristeza profunda. Cuando me separé en el verano de 2014 me enfermé. Entré en una grandísima depresión. Primero porque mi familia se rompió. Todos los planes de futuro saltaron por los aires. Había pagado un préstamo para que mi